vic
Compartir

20-07-2015

Crónica de las Nits 2015 (Isma, Approaching to the East)

Por cuestiones académicas este año no he podido estar en Vic hasta aproximadamente la mitad del festival, lo que supuso perderme unas cuantas películas a las que les tenía muchas ganas, como son el curry westernSholay’ con la que se abría el festival, o ‘Boundless’, el documental sobre Johnnie To, el cual era para mí uno de los platos fuertes de las Nits. Además, entre otras tantas, también me perdí ‘Wood Job’, la comedia japonesa ganadora del premio del público de esta edición. Así pues, a diferencia de las crónicas que escribí para las ediciones anteriores, a la de este año le van a faltar unos cuantos títulos, no por ello menos importantes que los que comente. Sin embargo, ya que parto con la imposibilidad de hacerla de forma global, en esta ocasión me limitaré a comentar aquellas que más me gustaron, obviando aquellas otras que no me aportaron tanto o que no llegué a ver cuando el cuerpo ya no aguantaba más y pedía dormir un poco.

Pese al retraso con la RENFE por culpa de una incidencia en Hospitalet (al que más tarde se le sumaron otros cuantos minutos a un par de paradas antes de llegar a Vic, a causa de un pasajero sin billete que se encaró con el revisor, el cual le obligó a bajarse del tren, y hasta que éste no se dispuso a abandonar el vagón el maquinista no reanudó la marcha) pude llegar a tiempo a ‘From Vegas To Macau 2’, donde nuestros queridos Wong Jing y Chow Yun Fat volvían a las Nits (hace dos años pudimos ver ‘The Last Tycoon’ durante la clausura) con una comedia de jugadores en la que no faltaron las referencias cinematográficas como aquella en que el personaje interpretado por el propio Chow suelta “Sí, hombre! Y yo soy Chow Yun Fat”.

Aunque mi favorita es aquella en la que el personaje interpretado por el bueno de Nick Cheung espeta “Soy experto en MMA, ¿no has visto ‘Unbeatable’?”, siendo ésta además la (merecidísima) película ganadora de la edición del año pasado. Además, al final de la película hay un cameo de otra gran estrella del cine hongkonés, co-protagonista con Chow en otra comedia de jugadores, también a cargo de Wong Jing,  de finales de los ochenta. ¿Ya sabéis a quién me refiero, no? 🙂

Tras volver a disfrutar como siempre con Chow, Cheung y Lau, en la siguiente sesión teníamos cita con otro de los rostros más conocidos del cine hongkonés, Anthony Wong, en ‘Gangster Payday’. Aunque al principio de la película parece que volveremos a encontrarnos con el Wong más cabrón que  tanto nos gusta tras la escena de las botellas (no doy más detalles para no “spoilear” demasiado), lo que finalmente vemos es a un jefe mafioso retirado en el que nos muestra su lado más humano. Así, se nos ofrece una visión de las triadas un tanto fuera de lo habitual en el cine made in Hong Kong, que sin embargo funciona perfectamente y resulta el complemento perfecto a otras producciones para tener una visión más poliédrica de la mafia hongkonesa.

Por último, como Donnie Yen tampoco podía faltar a la cita, la noche tuvo su colofón final con ‘Kung Fu Jungle’, que obtuvo el quinto puesto en las cinco mejores películas de esta edición. En ella, Yen se vuelve a poner de nuevo bajo la dirección de Teddy Chen (‘Bodyguards and Assassins’), y como se puede intuir a través del propio título del film, se trata de un festival de puños y patadas.  Si te gustan las pelis de Donnie Yen, del estilo de ‘SPL’ o ‘Flash Point’, te encantará. De este modoterminaba mi primer día en la edición de este año, coincidiendo con el día dedicado íntegramente a producciones de Hong Kong.

Pese a ello, las sesiones a cargo de películas provenientes de la ex colonia inglesa no se terminarían aquí, sino que, para mi beneplácito,  para cada uno de los días que quedaban de festival había programada una sesión hongkonesa. Una de ellas fue el soja western ‘El Karate, el Colt y el Impostor’, con el archiconocido Lee Van Cleef junto a Lo Lieh, co-producida por la Shaw junto a otras productoras españolas e italianas, como cualquier obra de spaghetti western que se precie. De nuevo, a través del título ya uno se puede imaginar que es lo que espera en la cinta, pero además acompañado de  escenas políticamente incorrectas, a la par que desternillantes y absurdos diálogos, en los que a todos nos quedará claro que “en el Oeste los perros beben zumo de chino”. Recomendadísima para verla entre colegas e ir comentando la jugada. Aunque me perdí el documental de To, gracias a Garuda (águila sagrada de la mitología hindú y símbolo nacional de la República de Indonesia), tuve la oportunidad de ver Garuda Power: The Spirit Within’, un documental sobre la exploitation indonesia en la que se hace un repaso desde las primeros films de acción y artes marciales desde los años treinta hasta producciones del siglo XXI, pasando por las pelis ochenteras protagonizadas por la estrella local Barry Prima, o incluso otras más internacionales de la talla de Cynthia Rothrock.
Entre los films que se nos dan a conocer, quiero destacar
el descubrimiento de  ‘Virgins from Hell’.
Yo ya la tengo lista para verla en cuanto pueda!
Por  supuesto, entre los títulos que aparecen, tampoco podía faltar ‘Lady Terminator’, que sería la encargada de poner el broche de oro a esta sesión de cine made in Indonesia que tanto pudimos disfrutar durante las Nits de este año. Si quieres ver los nombres de otros film que aparecen en el documental, en este enlace de youtube tienes los títulos de crédito del mismo. A pesar del poco interés mostrado por algunos, la verdad es que se agradece, y mucho, la “fórmula” documental + película, y espero que siga repitiéndose en las próximas ediciones, ya que si bien también fue un lujo poder gozar con los pases de ‘Taiwan Black Movies’, ‘The Stunt’ o ‘The Search for Weng Weng’ de ediciones anteriores, el visionado de una obra clave una vez puestos en contexto se trata del complemento perfecto para conseguir una sesión todavía aun mejor. 
Después de otras películas más, volvíamos de nuevo al Sudeste Asiático cuando le llegó el turno a la que para mí era la película en la que más expectativas tenía de todo el festival, la malasia ‘Abang Long Fadil’ (A.K.A. ‘KL Gangster 3’), ya que la anterior entrega fue mi película favorita de las Nits 2014, con lo que el hype era demasiado grande. Así pues, como suele pasar cuando tienes demasiadas expectativas en algo, termina defraudando en parte, ya que no está a la altura de su predecesora. Pese a ello, no deja de ser una película muy divertida, y no está de más recordar que aunque  aquí se mantenga el nombre de KL Gangster, se trata de un spin-off de la saga, cuyo director tampoco es el mismo de las dos anteriores. En definitiva, muy buena y divertida, pero muy distante de las otras pese a algunas referencias a éstas y compartir parte del elenco de actores. Muy a mi pesar, tuve que ser honesto conmigo mismo y ponerle un 4 (sobre 5).
 Siguiendo con las terceras partes, el sábado por la mañana se dejaron de lado las sesiones “para todos los públicos” y pudimos disfrutar del pase de ‘Crows Explode(A.K.A. ‘Crows 3’)A pesar de que en esta ocasión Miike no lleva la batuta, en el caso de ésta sí que podemos decir que está a la altura de sus predecesoras, y según los que han leído el manga, es la más fiel de las tres entregas. Si de algo me pueda quejar de esta es de… ¡¡¿qué demonios pasará con Rindaman?!! Argh!
Otra japonesa, y para mí una de las grandes sorpresas del festival junto a otra hongkonesa de la que hablaré más adelante, fue la comedia ‘Judge!’. Aunque en un primer momento parece que nos vamos a encontrar con la típica comedia romántica en la que lo romántico suele estar por encima de lo humorístico, en ésta la sucesión de gags es constante, entre los que no faltarán los típicos tópicos que se dan con la interculturalidad entre “Oriente y Occidente”. Por supuesto, no puedo dejar de hablar de esta película sin nombrar a uno de los personajes más queridos de todo el festival, el zorro/gato Nya!, el cual amenizó la espera del inicio de posteriores películas a través del siguiente anuncio:
Desde aquí lanzo la propuesta de que se convierta en la mascota del festival el año en que Japón sea el país invitado. Estoy seguro de que contaría con la aprobación de todo el público asistente a esta edición de las Nits!
Para despedir las sesiones a la fresca de la Bassa, el título escogido por Quim y Domingo fue nada menos que la bollywoodiense ‘Bang Bang!’. Se trata de una superproducción, en la que a la historia de amor de sus protagonistas no le faltan buenas dosis de comedia ni espectaculares escenas de acción, así como tampoco los numeritos musicales habituales en el género. No obstante, en esta ocasión las escenas de baile son relativamente pocas, y a diferencia de otras producciones tampoco son tan gratuitas sino que encajan muy bien con la trama. Entre las canciones que aparecen, mi favorita (la cual me pasé escuchando en repeat durante todo el día de ayer y parte de hoy mientras escribo estas líneas) es la discotequera ‘Tu Meri’.

A pesar de que por votación popular quedó en un más que respetable cuarto puesto, ésta fue la primera película a la que le puse un 5 en todo el festival, con lo que estaría encabezando la lista de mi top personal.

Sin  embargo, el de ‘Bang Bang!’ no sería el único que pondría, sino que contra todo pronóstico, y cuando ya tan sólofaltaba una sesión de las que entraban a concurso, la hongkonesa ‘Guilty’ también se llevó la nota máxima. Para mí, sin duda fue el sorpresón del festival, ya que por muy hongkonesa que fuese, la sinopsis no me atraía demasiado y, sinceramente, pensaba que sería un tostón. Si bien es cierto que tampoco se trata de una película de acción (los disparos durante el metraje son bien pocos), ni tampoco divertida (a menos que te haga gracia la actitud de pagafantas de su protagonista), sino más bien una película lenta, más cercana al cine de autor, no aburre en ningún momento y conforme avanza la trama y conoces más detalles del asunto, el disfrute va en aumento. Además, los amantes del “gore” al estilo de Takashi Miike o Park Chan Wook, también tendrán sus momentos de placer. Sin embargo, prefiero no desvelar muchos más detalles para no estropear el visionado de la misma, ya que creo que es de esas películas en las que es mejor cuanto menos sepas antes de verla.

Eso sí, me gustaría hacer un comentario respecto a su título en chino (四非) para los que no conocen el idioma, cuya traducción literal sería algo así como “Las Cuatro Negaciones”, en referencia a las primeras cuatro frases que se escuchan nada más comenzar la película: 非親,非故,非愛,非請.

Aunque pueda parecer que el título internacional no tenga nada que ver con el título en chino (como ocurre con ‘Kung Fu Jungle’ o con ‘Gangster Payday’ entre muchísimas otras), en esta ocasión se trata de un juego de palabras, ya
que si uno se fija en el carácter (culpa) y separa la parte superior de la inferior, vemos como estas se
corresponden con los caracteres 四 y 非 que dan nombre a la película. Es un detalle que a mí me encantó. Una lástima que no haya quedado entre las finalistas.

Por último, para concluir con el festival de este año, cuyo país invitado especial era la India, la fiesta se cerró por todo lo alto con los excesos de ‘Action Jackson’, otro film bollywoodiense pero que se ríe del género en sí mismo llevándolo al extremo, acompañándolo con grandes escenas de acción e incluso algunos giros argumentales que hacen que la obra sea todavía más grande. Entre otras frases absurdas, la que más me ha marcado es la de “Hey Jet Li, I’m very deadly” que aparece durante los créditos finales. En definitiva, como diría el protagonista de la misma, es criminalmente buena, y una gran elección para el cierre de esta

XIIª edición de las Nits de Cinema Oriental.


____________________________________

Si te ha gustado la publicación y crees que le puede interesar a alguien, por favor, compártela! También puedes dejar un comentario más abajo, así como seguirme en mi blog, en Twitter o en mi página de noticias en facebook! Muchas gracias!

 

 

Licencia Creative CommonsApproaching to the East  por Isma Ruiz se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 3.0 Unported.

Compartir